Home / De todo un poco / ITV: Defectos más comunes que hace que no la pases
resultados-itv-favorable_340x255

ITV: Defectos más comunes que hace que no la pases

La Inspección Técnica de Vehículos tiene como finalidad el buen mantenimiento de nuestro automóvil,potenciando la seguridad de nuestro vehículo. Con ello nos obligan a tener una frecuencia de revisiones para informar de cualquier tipo de carencia técnica que poseamos. Antes de pasar esta ITV es recomendable realizar una revisión previa con un mecánico profesional para que compruebe que todos los elementos del vehículo cumplen con los parámetros de la inspección técnica. El baremo en la ITV analiza los aspectos básicos de los componente más importantes y comunes de nuestro vehículo evaluando el cumplimiento de la legislación vigente. Las estaciones de Inspección Técnica de Vehículos (ITV) españolas llevaron a cabo la inspección de 20.714.602 vehículos durante el año 2018, un 2,52% más que en 2017. Del total de vehículos inspeccionados, 4.331.123 no superaron a la primera la inspección obligatoria (20,9% del total). En ese incremento respecto al año anterior ha tenido notable importancia la normativa que regula en España la inspección técnica de vehículos y que entró en vigor en mayo de 2018 (Real Decreto 920/2017).  Por lo que un 20% del total de ITV realizadas en España son declaradas no aptas, es decir, el vehículo revisado no pasa los criterios mínimos para circular.

¿Cuáles son los defectos más comunes que hacen que el coche no pase la ITV?

  • El defecto más común que presentan los vehículos en estas inspecciones no aptas se encuentra en el alumbrado y la señalización. Ya que todas las luces deben estar en buen estado y funcionar correctamente,siguiendo el color y la cantidad de luz necesaria establecido por el reglamento.
  • Encontramos también como elemento común los frenos, debido a que estos son fundamentales para la seguridad al volante. Según estadísticas, un 9% de vehículos presenta defectos graves en el frenado.  Los problemas más habituales son: la fuerza de frenado no progresiva, actuación lenta o retrasada del frenado, eficiencia deficiente del freno de mano, recorrido demasiado corto o largo y una insuficiencia del líquido de frenos.
  • La carrocería también debe estar en buen estado. No puede presentar elementos que sobresalgan,y mucho menos que estén en peligro de soltarse. Es muy importante que los retrovisores y cristales conserven su visibilidad y que no tengan ni golpes ni grietas.
  • En estas inspecciones, también le dan mucha importancia a las ruedas. Se considera defecto  al desgaste de la goma, cuya medida mínima del dibujo está en 1,6mm. También hay otros, menos obvios, como ruedas diferentes en un mismo eje no homologadas, o que éstas tengan bultos, golpes o deformaciones en la propia goma.
  • Casi dándole la misma importancia que a las ruedas, encontramos defectos graves situados en las emisiones contaminantes. 

Poseer un vehículo conlleva una serie de responsabilidades que nos “obligan” a tener un especial cuidado en su mantenimiento, conocer y saber sobre nuestro coche nos hará estar alerta ante cualquier daño o desperfecto, disminuyendo la gravedad de las averías que pueda soportar y su coste económico así como la repercusión ante un posible accidente.

Acerca de Sandra Audioledcar

Esto te puede interesar

maxresdefault

Rolls-Royce 103EX: imagina cómo será la movilidad del futuro

El pasado mes de Septiembre, después de viajar por exposiciones de todo el mundo durante años, regresó …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Simple Share Buttons